La urostomía permite que la orina salga del cuerpo a través de un estoma (pequeño orificio) en el abdomen. Se conecta una sonda desde el sistema urinario hasta el estoma. La orina pasa a través de la sonda hacia una bolsa externa. A veces, se puede crear una bolsa interna o neovejiga.

Es posible que se necesite una sonda de urostomía si la orina ya no puede pasar de los riñones a la vejiga y salir por la uretra. En este caso, la orina puede volver hacia atrás y causar un daño en los riñones. Las causas incluyen:

  • Cáncer de la vejiga
  • Defectos congénitos
  • Inflamación crónica
  • Problemas de control nervioso y muscular