La Haemophilus influenzae tipo B o Hib es una bacteria que puede causar infecciones. Por lo general, afecta a niños menores de cinco años de edad. La Hib puede provocar:

Las personas pueden ser portadoras de la bacteria Hib y no saberlo. Estos gérmenes pueden transmitirse de una persona a otra. Suelen transmitirse a través de las gotas de líquidos de una persona infectada. La enfermedad probablemente no ocurrirá cuando los gérmenes se mantienen en la nariz y la garganta. Pueden causar graves problemas cuando se trasladan a los pulmones o al torrente circulatorio.

En los EE. UU., antes de que se contara con una vacuna, la enfermedad Hib grave afectó cerca de 20.000 niños menores de cinco años.

Los síntomas incluyen:

  • Fiebre
  • Somnolencia
  • Vómito
  • Cuello rígido
  • Otros síntomas, dependiendo de la parte del cuerpo afectada

La vacuna contra Hib está hecha de partes inactivas de la bacteria. Se inyecta en el músculo.