Tomar medidas preventivas podría prevenir algunos casos de epilepsia. Estas medidas incluyen:

  • Prevenir lesiones en la cabeza al:
    • Usar cinturones de seguridad y cascos para andar en bicicleta
    • Poner a los niños en asientos para el automóvil
  • Tratar un ataque adecuadamente al:
    • Buscar ayuda médica inmediatamente después de sufrir un primer ataque
    • Tomar medicamentos después del primer o segundo ataque
  • Recibir buen cuidado prenatal para ayudar a prevenir daño cerebral a un feto en desarrollo. Esto debería incluir:
    • Tratamiento para presión arterial elevada
    • Tratamiento para cualquier infección
    • Mantener una nutrición adecuada, incluyendo consumo adecuado de vitaminas
    • Evitar el exceso de consumo de alcohol
    • Evitar el consumo de cigarros o drogas ilegales
  • Tratar fiebres elevadas (especialmente en niños) con medicamentos
  • Tomar medidas para prevenir o controlar ciertas condiciones médicas, incluyendo:
    • Presión arterial elevada
    • Enfermedades cardiacas
    • Enfermedades hepáticas
    • Enfermedades renales
    • Infecciones
    • Cualquier trastorno que pudiera afectar o lesionar su cerebro
  • Evitar:
    • drogas ilícitas
    • Cantidades excesivas de alcohol