Durante siglos, el cabello de las mujeres ha sido romantizado por los cuentos, las leyendas, la literatura y en la vida real. Por qué, si no es por su cabello, Rapunzel todavía estaría en una torre fría y húmeda y Lady Godiva habría terminado en la cárcel por exposición indecente.

Pero, cuando se trata del cabello, la vida real no es un cuento de hadas. De acuerdo a la Dra. Nia Terezakis, Profesora Clínica de Dermatología en Tulane y Louisiana State University, al menos el 20%-30% de las mujeres experimentarán algún tipo de pérdida de cabello durante sus vidas. Esto está estadísticamente al nivel de los hombres.