El molusco contagioso es una infección de la piel. Está causado por el virus molusco. En los niños, las áreas más comúnmente afectadas son la cara, el cuello, los brazos y las manos. En los adultos, se considera una enfermedad de transmisión sexual. En estos casos, los genitales y la piel que los rodea son las áreas afectadas con mayor frecuencia.

El contacto con el virus causa esta infección de la piel. Este contagio puede ocurrir en el contacto piel con piel.