Pénfigo es un grupo de trastornos autoinmunes infrecuentes. Causa grandes úlceras en la piel. Normalmente el sistema inmune protege contra los gérmenes y otros invasores extraños. En este caso, el sistema inmune ataca la piel y las membranas mucosas por error. Existen tres formas de la enfermedad:

  • Pénfigo vulgar: el tipo más común de pénfigo; las lesiones pueden penetrar hasta capas profundas de la piel
  • Pénfigo foliáceo: produce lesiones más superficiales
  • Pénfigo paraneoplásico: el tipo más grave; suele ocurrir en personas con cáncer

El sistema inmune produce anticuerpos. Éstos hacen que la piel y las membranas mucosas se rompan y se conviertan en úlceras y ampollas como de quemaduras. Se desconoce lo que ocasiona que el cuerpo se ataque a sí mismo. A veces, un medicamento puede causar los síntomas.