La dispareunia hace referencia al dolor en el área pélvica que se siente durante las relaciones sexuales o después de ellas. Puede afectar tanto a hombres como a mujeres, aunque es más frecuente entre las mujeres.

Mujeres

Se cree que entre 75 y 80% de los casos se deben a factores físicos.

Al principio, el dolor ocurre durante la penetración por la vagina pero disminuye con el tiempo. A menudo, esto sucede por no tener lubricación suficiente debido a la falta de excitación y estimulación sexual. También puede ser causada por algunos medicamentos. Los antihistamínicos pueden provocar sequedad. El uso de duchas vaginales frecuentes también puede ocasionar problemas.

En las mujeres, puede haber otras causas:

En general, los factores psicológicos no están involucrados pero pueden estar asociados con:

  • Traumas sexuales previos (violación o abuso)
  • Sentimientos de culpa
  • Actitudes negativas hacia el sexo

Estos factores pueden provocar una condición denominada vaginismo, que consiste en contracciones involuntarias y dolorosas de los músculos vaginales. Por lo general, esto es una respuesta a un trauma sexual anterior u otras circunstancias dolorosas.

Hombres

Las causas más comunes de dolor en los hombres son:

El dolor ocurre en el momento de la eyaculación.

El dolor que se siente mientras se produce una erección puede estar asociado con:

  • Inflamación del prepucio
  • Pérdida de elasticidad del prepucio
  • Traumatismo en el pene
  • Herpes o verrugas genitales
  • Alergias locales o irritación
  • Curvatura del pene debido a la enfermedad de Peyronie